Tel: 54-351-4348424
coterranea@coterranea.com - www.coterranea.com
1004x122

“Ninguna obsesión es saludable”


En tiempos donde la moda es lo ”Fit” y las redes se inundan de gurúes que dicen qué comer y que no, una voz autorizada nos tranquiliza: si queremos bajar de peso, no hay que eliminar alimentos, sino variarlos y redistribuir cantidades”.

La combinación de una alimentación saludable y una rutina periódica de ejercicio físico ha sido desde siempre la recomendación más repetida por médicos y profesionales de la salud. Pero en los últimos tiempos, las redes sociales (principalmente Instagram y Youtube) comenzaron a ser canales de autoproclamados gurúes que adquirieron una popularidad reciente por compartir sus rutinas de entrenamiento, sus recetas y por supuesto, sus resultados.

Y entre tanta información, muchas veces incompleta o incomprobable, le pedimos a Andrea Patiño Licenciada en Nutrición, que nos arroje luz y nos ayude a desmitificar algunas creencias respecto a qué comer, si queremos perder peso y estar saludables.

No hagamos dieta

Si estamos por encima del peso indicado, es muy probable que estemos sosteniendo malos hábitos. Hablar de dieta, es entender que habrá un periodo de privaciones con vistas a perder calorías. Pero una vez obtenido el resultado deseado, volvemos a la alimentación acostumbrada y recuperamos el peso. “Cambiar de hábitos es modificar cantidades y muchas veces reemplazar alimentos, de modo que se convierta en un estilo de vida y pueda sostenerse en el tiempo”.

Andrea expresa su satisfacción con este “auge” aunque reconoce que resulta riesgoso que las recetas de muchas “It girls” o “influencer fit” impulsen una alimentación que aun saludable para ellas, sea desequilibrada para quienes no pasan la mayoría de su día en un gimnasio.

Un plan alimentario es individual y acorde a las actividades diarias concretas de cada persona. “Si bien indiscutiblemente el desayuno es la comida clave del día, algunos alimentos deben incorporarse según el horario en que sus actividades demandarán mayor desgaste energético”, aclara la especialista en nutrición, y explica que si bien a la hora de perder peso lo ideal es reducir consumo de harinas y reemplazarla por alimentos con fibras, calcio, frutas y semillas, habrá que tener en cuenta que previo a un entrenamiento intenso o una competencia, los hidratos de carbono son una inyección de energía necesaria.

Hidratos sí, hidratos no.

Los hidratos de carbono se clasifican en simples y complejos. Éstos últimos son más recomendables porque contienen otras propiedades como fibras y proteínas. Un hidrato simple sería el azúcar refinada, que solamente aporta glucosa.

La nutricionista recomienda: “Si queremos bajar de peso, podemos reducir el consumo de harinas refinadas pero incorporar las que están contenidas en cereales como arroz inflado o la avena. El pan integral aporta la misma cantidad de calorías pero contiene fibra y ayuda a la absorción y eliminación.

“Hay que leer las etiquetas”

Andrea no recomienda llevar un registro de calorías porque cree que conlleva a la obsesión. Sin embargo, sirve que los pacientes lleven un registro de los alimentos que se llevan a la boca para que puedan autoconocerse y reconocer que muchas veces se come de más a causa de la ansiedad o el desorden. Por eso para ella es bueno identificar qué alimentos son light y cuáles “bajas calorías”. “Debemos conocer qué es lo que comemos y a esa información accedemos leyendo las etiquetas. Hay alimentos que son light porque contienen un agregado saludable, como por ejemplo la fibra, pero eso no implica que estén reducidos en grasas”.

El estrés engorda

“El estrés da ansiedad y esto muchas veces provoca comer alimentos ricos en azúcar simple (chocolates y golosinas). Además el estrés nos priva de la claridad mental para elegir con un criterio saludable lo que nos llevamos al estómago. Y en otros casos, una persona estresada no come o come menos de lo requerido. Todas estas situaciones nos exponen a enfermedades”.

Andrea vive junto a su marido Martín y sus dos hijas Julieta (11) y Agustina (7). Cuando se mudaron a Santina Norte, allá por marzo de 2015, se convirtieron en la séptima familia que habitó el flamante country de Valle Escondido. Mientras prepara un menú variado para exhibir en la foto, asegura: “La calidad de vida que promuevo a mis pacientes es la misma que fomento en mi familia. Todos practicamos deportes y comemos saludable y variado”.

SONY DSC

Countries
SONY DSC
Tel: 54-351-4348424 - coterranea@coterranea.com - www.coterranea.com