Actos delictivos en un edificio: sanciones y penalidades

por | 21 May, 2018 | Edificios

No es novedad que el vecino denuncie un hecho que está afectado la tranquilidad del consorcio. El tema, es qué acción se toma frente a estas eventualidades.

Sebastián Viqueira, en diálogo con Coterránea, explica que la tarea del administrador es mantener la tranquilidad del consorcio. Conforme a cada reglamento de co-propiedad se determinará el tipo de sanción a utilizar para cada caso.

No obstante, Sebastián indica que el Código Civil y Comercial no determina facultades obligatorias para sancionar, por lo tanto, es necesario comprender que las multas y los llamados de atención, son sólo herramientas que tiene el administrador para mantener la paz y tranquilidad del edificio.

Ahora bien, existen casos de mayor gravedad que se relacionan a hechos delictivos, violencia familiar, violencia de género, existencia de prostíbulos, personas con problemas psiquiátricos. Tanto el administrador, como el propietario o inquilino tienen el derecho de denunciar cualquiera de estos hechos, siempre y cuando pueda comprobarlos ante un juez y un fiscal. Es solo de esta forma que se elevaría a una instancia judicial para que el aparato estatal reaccione y tome cartas en el asunto.

El ranking de las sanciones (ruidos molestos, disturbios)

  1. Llamado de atención: el administrador, luego de recibir quejas de algún inquilino o propietario puede tomar como primera medida alertar a la persona involucrada anticipando que si vuelve a ocurrir puede sancionarse monetariamente.
  2. Multa: en el caso que la persona que genera disturbios no acata el llamado de atención directamente de procede a sancionar con una multa equivalente al total o a un porcentual de la expensa.
  3. Se prohíbe la reserva de espacio comunes: es inusual, pero algunas administraciones aplican como sanción, evitar que la persona no pueda utilizar los espacios comunes por determinado tiempo. Es decir, si se le aplicaron los dos primeros ítems y así no acata las órdenes, se le impide el ingreso o la reserva del SUM o quincho conforme a cada edificio.
  4. En el caso de que los hechos estén relacionados a la violación de los derechos de una persona, actos delictivos o acciones ilegales dentro del consorcio, el administrador debe dirigirse directamente a la justicia con pruebas fehacientes.

Esto implicaría, además, rescindirle el contrato a la persona involucrada una vez que está en manos de la justicia.

Caso de abandono ante la justicia

En la ciudad de Córdoba, una pareja de ancianos que habitaban en un departamento de Nueva Córdoba falleció antes de que la justicia accionara.

La pareja no tenía familiares, y presentaban problemas psiquiátricos. Luego de varios llamados de atención por parte de los vecinos, denunciando peleas intensas entre ellos, el caso se elevó a una instancia judicial. Se dio de esta forma ya que el administrador, al no contar con las herramientas se encontraba inhabilitado para solucionar solo el problema. Los ancianos debían ser tratados por personal médico y psiquiátrico capacitados.

El abogado encargado de llevar adelante el caso se dirigió a las asesorías letradas civiles pidiendo que ellos intervinieran y enviaran el personal necesario a fin de que estas personas puedan ser internadas y que queden bajo observación constante. Debido a la falta de respuesta por parte del organismo, no se pudo resolver la situación derivando en el fallecimiento de estas personas dentro de su departamento.

Notas Relacionadas

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pin It on Pinterest

Share This